Cómo usar la psicología inversa para persuadir y beneficiarte. Comprobado

99

 

In visible box by 89928ef7d31b2507b202da52c1f10e83

La psicología inversa consiste en hacer que otra persona haga o diga algo al sugerirle algo opuesto a lo que se desea. Puede ser muy eficaz en la publicidad y muy útil al lidiar con determinados tipos de personas. No hace falta ser un titulado universitario para haber escuchado alguna vez, aunque sea de una manera superficial, en qué consiste este tipo de recurso utilizado especialmente en la persuasión.

La psicología inversa funciona sobre todo con personas rebeldes y poco dispuestas a hacer lo que se les pide. Es eficaz con personas impulsivas, desafiantes y poco calculadoras. No es recomendable como técnica de comunicación ni de negociación, pero creo que es interesante estudiar cómo y por qué funciona, incluso para evitar caer nosotros en la trampa.

Resultado de imagen para psicologia inversa frases

La psicología inversa consiste en desplazar la atención de las personas hacia un aspecto de la situación que da motivos para comportarse de un modo aparentemente opuesto al que sugiere quien ha dado a conocer esa información. Utilizar la psicología inversa o no hacerlo depende de una serie de consideraciones morales que dependen del contexto. El hecho de que lo que se dice sea verdad o falso va más allá del concepto de psicología inversa, es algo independiente a él.

Resultado de imagen para psicologia inversa frases

In visible box by 89928ef7d31b2507b202da52c1f10e83
  1. A la hora de utilizar la psicología inversa, deberás crear un marco en el que se presente a las claras al menos una de estas ventajas y se desincentive la posibilidad de pensar en los inconvenientes.
  2. A partir de lo que sabes acerca de la persona o las personas a las que vas a dirigirte, piensa en aquellos aspectos de la acción que quieres promover que pueden resultar más atractivos.
  3. Una de las claves a la hora de saber cómo usar la psicología inversa está en tener en cuenta que parte de su poder se basa en asumir un rol al cual la otra persona debería oponerse, si bien no desde la hostilidad.
  4. Habla como si existiesen dos opciones posibles: elegir esa opción o, por el contrario, otra que aparentemente tú recomiendas, esto último solo porque hablas desde cierto rol. Así, ni siquiera es necesario centrarte en atacar aparentemente aquello que en realidad estás alentando a hacer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here